EL ALCALDE SE NIEGA A RESPONDER EN EL PLENO LAS PREGUNTAS DE LA OPOSICIÓN, OCULTANDO DATOS FUNDAMENTALES SOBRE LA GESTIÓN Y LOS GASTOS DE SU GOBIERNO

2.3.2021

 

El alcalde, José M. Villalobos, volvió a mostrar el pasado pleno municipal su peor cara, "la de un gobierno que no tiene ningún respeto hacia los ciudadanos y que se niega a responder públicamente a cualquier pregunta que le resulte incómoda", ha señalado el portavoz de Juntos x Utrera, Francisco Jiménez.

 

En el Pleno Ordinario que es obligatorio celebrar una vez al mes, además de los asuntos que se lleven para su aprobación, el Reglamento establece el apartado de Control al Gobierno en el que deben responderse las preguntas de la oposición. Resulta algo inaceptable que se obligue a los grupos de la oposición a presentar las preguntas dirigidas al gobierno veinticuatro horas antes, con la excusa de poder recabar toda la información para responder en el propio Pleno, y cuando llegue el momento "el alcalde decide sin ningún tipo de motivo y de manera absolutamente dictatorial, que no responden a ninguna cuestión ni él ni su gobierno sencillamente porque no les da la gana", recuerdan desde JxU.

 

El problema del alcalde es que no quiere responder y, menos aún dar oportunidad de réplica, a preguntas complicadas como las que JxU tenía previsto formular. Destaca entre ellas el asunto de la compra de los cines ya que, de haberla respondido en público, habría tenido que reconocer que el ayuntamiento hizo caso omiso a un informe de un técnico municipal en el que valoraba el inmueble por mucho menos dinero del que se compró. Y no sólo eso, también que el alcalde envío a Hermanos Tagua una carta ofreciendo ese dinero, antes de que la empresa utrerana no siquiera fuera la propietaria de las salas de cine.

 

Con la negativa de Villalobos a responder las preguntas, casi una treintena en el caso de Juntos x Utrera, ni el alcalde ni el resto del gobierno respondió a otros asuntos relacionados con pagos, facturas de las que no se sabe los conceptos o por qué se compra o se encargan servicios a empresas de fuera, cuando siempre habían sido prestados por empresas utreranas.
Para Francisco Jiménez "esta es una muestra más de la sinvergonzonería de un gobierno opaco, que no es capaz ni de mantener la transparencia que le exige el propio Reglamento municipal y que, con su actitud, no sólo está faltando el respeto a la oposición, sino a todos los utreranos que es a quienes les debe las explicaciones y a los que tiene que rendirles cuenta".

 

Desde el primer momento, y ya van seis años gobernando, el PSOE se ha caracterizado por no responder preguntas del resto de grupos, no entregar documentación, abusar de las convocatorias de plenos urgentes, e impedir y silenciar cada vez que puede la labor de los grupos de la oposición. Desde Juntos X Utrera aseguran que "Villalobos y el PSOE no sólo son el gobierno más caro que hayan pagado nunca los utreranos, sino el que menos transparencia y explicaciones da sobre su gestión".

curro.jpg